Hoy en Revista Dosis

Mostrando artículos por etiqueta: pandemia

La Sociedad Argentina de Cardiología (SAC), la Federación Argentina de Cardiología (FAC) y el Colegio Argentino de Cardioangiólogos Intervencionistas (CACI), expresaron en conjunto su preocupación por una significativa disminución de las consultas médicas, una menor asistencia de pacientes con síntomas de enfermedad cardiovascular a las guardias hospitalarias y una reducción importante en la realización de estudios, tanto diagnósticos como terapéuticos, durante la cuarentena.

Los especialistas están de acuerdo en que con las medidas de aislamiento social obligatorio han resultado efectivas, pero coinciden en que la falta de control de la enfermedad cardiovascular (ECV) a partir de los temores que evidencian los pacientes al momento de tener que realizar la consulta o concurrir a un centro de salud, sin lugar a dudas producirá un aumento en la mortalidad y en las secuelas propias del infarto, del ACV y de la insuficiencia cardíaca, por citar las condiciones más prevalentes.

 

"La falta de control y de realización de estudios es un hecho grave que no debe ser minimizado: las personas con o sin enfermedad cardiovascular conocida o con factores de riesgo como hipertensión arterial, diabetes, colesterol elevado, obesidad y sedentarismo deben ser responsables y comunicar los síntomas a sus médicos. Del mismo modo, no deben posponer sus estudios e intervenciones ya que esto deriva en aumento de complicaciones y mortalidad"

 

 

"La cuarentena y el temor al contagio han hecho que la gente minimice los síntomas cardiovasculares y prefiera no consultar, reduciéndose a la mitad o incluso menos las visitas y la realización de procedimientos", refiere por su parte el Dr. Alberto Lorenzatti, presidente de la Federación Argentina de Cardiología (FAC).

Para el Dr. Diego Grinfeld, presidente del Colegio Argentino de Cardioangiólogos Intervencionistas (CACI), la disminución en la cantidad de estudios es de por sí elocuente: "una encuesta realizada por nuestra institución sobre 58 centros de hemodinamia arrojó que en la segunda quincena de marzo de este año se realizó prácticamente solo un tercio de los procedimientos por cateterismo (tanto diagnósticos como terapéuticos) de los llevados a cabo en los primeros 15 días (110 vs. 301)".

Entre el 20 de marzo y el 30 de abril de este año, respecto del mismo período de 2019, se atendió un 28% menos de infartos en los centros hospitalarios, según reportes de 30 centros que realizan angioplastias coronarias las 24 horas los 7 días de la semana, que participan del relevamiento mundial 'Stent-Save a Life' del que forma parte la Argentina. Asimismo, un trabajo de investigadores argentinos, publicado recientemente en la revista Medicina, mostró, entre otras conclusiones, que, de mantenerse este menor control de los factores de riesgo cardiovascular de abril a octubre de 2020, podrían producirse hasta 10.500 nuevos casos prevenibles de enfermedad cardiovascular. En cuanto a la mortalidad cardiovascular, tomando el escenario de menor control, prevención y manejo, se podría estar enfrentando un escenario del 10 al 15% de incremento en el mismo período, lo que representaría un aumento de entre 6 mil y 9 mil muertes evitables.

Según las últimas cifras disponibles del Ministerio de Salud de la Nación, en 2018 fallecieron 95.676 argentinos por afecciones cardiovasculares, (tabuladas como enfermedades del sistema circulatorio), entre las que se encuentran la enfermedad coronaria, el ACV, la insuficiencia cardíaca y la enfermedad circulatoria de los miembros inferiores. Este valor representa en promedio más de 260 muertes por día en nuestro país atribuibles a este grupo de enfermedades cardiovasculares.

Con respecto a la resistencia de concurrir a un hospital por miedo al contagio, el Dr. Lorenzatti afirma que "todos los hospitales y centros médicos del país están preparados para seguir recibiendo pacientes siguiendo estrictos protocolos tendientes a minimizar el riesgo de contagio y propagación del virus, incluso existen centros específicos para los casos sospechosos de Covid-19. Sin embargo, la gente prefiere quedarse en su casa y, en muchos casos, acude a la consulta cuando el cuadro del infarto ya está muy avanzado".

"En líneas generales, vemos una reducción de las consultas por infarto del orden del 60 por ciento, lo que significa que 6 de cada 10 personas cursan el infarto en la casa, lo cual es muy peligroso ya que 1 de cada 2 individuos con infarto no tratado fallece; incluso quienes sobreviven al infarto, muy probablemente, en el futuro tengan complicaciones como insuficiencia cardíaca o arritmias y una mala calidad de vida", completó el Dr. Grinfeld.

Esta situación no solo se presenta en nuestro país, es un problema global: en Estados Unidos, se observó una disminución del 38% en las activaciones de las salas de hemodinamia para pacientes con infarto agudo de miocardio con elevación del segmento ST (IAMST), que es cuando se produce una isquemia prolongada con alto riesgo de muerte. Un trabajo reciente realizado sobre la región de Lombardía (Italia) evidenció un aumento del 58% de paros cardíacos fuera del hospital durante el período de cuarentena y España reportó una disminución del 40% de angioplastias coronarias por infarto desde el inicio de la pandemia.

Paralelamente, un sondeo en los Estados Unidos mostró que casi 1 de cada 3 personas (29%) retrasó o evitó acudir al médico por miedo al contagio, el 74% de los encuestados estaba preocupado por el tiempo de espera y la sobrepoblación en el hospital y 6 de cada 10 (59%) tenían miedo de que no los atendieran.

"Otro aspecto que nos interesa destacar es la importancia de la adherencia a los tratamientos médicos que muchos pacientes ya tienen indicados; deben seguir tomando sus medicaciones y respetando al máximo posible las conductas alimenticias y de actividad física que su médico les haya recomendado", insistió el Dr. Navarro Estrada.

Entre los síntomas que sin lugar a dudas ameritan la consulta urgente con el sistema de salud, los especialistas destacan dolor en el pecho, en el brazo, en la mandíbula, falta de aire repentina, desmayos y otros síntomas propios del ACV o de trastornos neurológicos como confusión y problemas para hablar o comprender, dificultad visual, dolor de cabeza intenso sin causa conocida y entumecimiento o debilidad en la cara, un brazo o una pierna, especialmente en un solo lado del cuerpo.

Resultados de la 'Encuesta Nacional de Infarto Agudo de Miocardio con Elevación ST en la República Argentina' (ARGEN-IAM-ST) muestran que la mortalidad por infarto en personas internadas que recibieron tratamiento es del 8.8%, valor que se triplica en mayores de 75 años.

 

Publicado en Noticias
Jueves, 30 Abril 2020 14:36

Novartis realiza importantes contribuciones

La pandemia de COVID-19 plantea un reto histórico para la salud global que exige esfuerzos extraordinarios y la colaboración de todos los actores. Desde un rol protagónico, Novartis está implementando un conjunto de acciones e inversiones que demuestran su responsabilidad y compromiso tanto a nivel mundial como local: con la CIENCIA para colaborar en la búsqueda de respuestas y soluciones. Con las COMUNIDADES más vulnerables para ayudarlos con asistencia alimenticia y sanitaria de primera necesidad. Con los PACIENTES para garantizarles la continuidad de sus tratamientos garantizando el abastecimiento de los medicamentos.

 

SOBRE EL COMPROMISO CON LA CIENCIA, INVESTIGACIÓN Y DESARROLLO PARA COLABORAR EN LA BÚSQUEDA DE RESPUESTAS Y SOLUCIONES:

En simultáneo Novartis impulsa diversas investigaciones en curso para encontrar la mejor forma de combatir la pandemia. Por un lado, colabora con el Instituto Nacional de Salud de los Estados Unidos (NHI) y su Fundación, cuyo principal objetivo es desarrollar una estrategia internacional para la investigación de COVID-19. Asimismo, coopera con la Fundación Bill y Melinda Gates en la investigación y desarrollo de vacunas, herramientas de diagnóstico y medicamentos.

 

Actualmente, Novartis llegó a un acuerdo con la Administración de Alimentos y Fármacos (FDA) de Estados Unidos para realizar un estudio clínico de Fase III con pacientes de 12 centros hospitalarios, y así evaluar el uso de hidroxicloroquina para el tratamiento de pacientes hospitalizados por COVID-19. En caso que se demuestre su efectividad, Novartis se compromete a donar hasta 130 millones de comprimidos de hidroxicloroquina. Al momento, a través de Sandoz, la división de genéricos y biosimilares de Novartis ya ha donado 30 millones de comprimidos y está realizando envíos a otros países en respuesta a las solicitudes de los gobiernos, incluyendo la Argentina.

 

A nivel local, Novartis donará 200.000 dosis de hidroxicloroquina al Gobierno de la Provincia de Buenos Aires para que pacientes con COVID-19 atendidos en hospitales públicos, tengan acceso a un tratamiento potencial y al mismo tiempo, se ayude a avanzar en la investigación clínica.

 

SOBRE EL COMPROMISO CON LAS COMUNIDADES MÁS VULNERABLES PARA AYUDARLOS CON ASISTENCIA ALIMENTICIA Y SANITARIA DE PRIMERA NECESIDAD:

 

A nivel global, Novartis creó un fondo de apoyo de 20 millones de dólares para asistir a comunidades más vulnerables alrededor del mundo afectadas por el coronavirus.

 

En Argentina, Novartis realizó hoy una donación cercana a los 10 millones de pesos para colaborar con los programas que llevan adelante la Fundación SI, asistiendo a comedores comunitarios de todo el país y a la Fundación Horizonte de Máxima, entregándoles kits de higiene indispensables para prevención del contagio, y colaborando con la construcción de módulos sanitarios para familias que no cuentan con un baño en sus hogares.

 

Respecto a este importante aporte, Manuel Lozano, director de Fundación Sí, expresó: "Los argentinos somos solidarios y en tiempos de urgencia como lo es esta pandemia, aún más. Agradecemos a Novartis porque su donación nos permitirá llegar a las comunidades más vulnerables con toneladas de alimentos".

 

Por su lado, Matías Nicolini, de Fundación Horizonte de Máxima para su programa de voluntariado Módulo Sanitario, comentó "esta donación de Novartis es como una inyección de recursos y motivación para seguir abasteciendo a cientos de miles de familias argentinas que hoy no cuentan con un baño ni con elementos de higiene, imprescindibles para colaborar en la prevención de contagios".

 

Además, Novartis entregó más de 10 mil barbijos a servicios médicos de hospitales públicos de CABA y GBA para protección de su personal de salud, que se encuentra en contacto con pacientes con COVID-19 o con riesgo de estar contagiados.

 

SOBRE EL COMPROMISO CON LOS PACIENTES PARA GARANTIZAR EL ABASTECIMIENTO DE MEDICAMENTOS PARA SUS TRATAMIENTOS:

 

Los pacientes siempre son la prioridad de Novartis. En este contexto el laboratorio continúa operando bajo protocolos adaptados al COVID-19 para garantizar el suministro de medicamentos a pacientes con tratamientos y a las instituciones de salud en todo el mundo. En Argentina, Novartis está llevando adelante más de 90 estudios clínicos que significan al camino hacia nuevos tratamientos. Los más de 2000 pacientes participantes en esas investigaciones tienen asegurada la continuidad en su asistencia médica y la provisión de los medicamentos, a partir de la adaptación a esta nueva realidad sanitaria de los procesos necesarios para este tipo de estudio.

 

SOBRE EL COMPROMISO CON LOS COLABORADORES DE NOVARTIS PARA IMPLEMENTAR ESTOS ESFUERZOS CUIDANDO LA SALUD Y SEGURIDAD DE LAS PERSONAS:

 

Por supuesto, todas las acciones mencionadas generadas a partir de la pandemia, se vienen realizando en tiempo y forma, protegiendo también la salud y seguridad de los colaboradores. Para ello, la mayoría del personal trabaja en modalidad home office, a excepción de aquéllos que prestan sus servicios bajo los más estrictos cuidados en el laboratorio de Control de Calidad.  

 

Por todo esto, la pandemia del COVID-19 plantea al ecosistema de salud desafíos urgentes que requieren respuestas inmediatas y el compromiso de la sociedad en su conjunto.

Novartis ejerce con responsabilidad y compromiso su liderazgo frente a esta pandemia, fuertemente conectada con su misión de re imaginar la medicina.

Publicado en Noticias

Se limita la comercialización de los “barbijos tipo N95 y/o quirúrgico y/o TRI-CAPA”, exclusivamente para aquellas personas humanas que acrediten mediante documentación fehaciente su condición de profesional o personal del servicio de la salud.

Se establece la retrocesión transitoria de los precios de venta de termómetros corporales de contacto y barbijos no quirúrgicos al 6 de marzo. Todos los productores, distribuidores y comercializadores de los termómetros corporales y barbijo no quirúrgico y/o de una capa, deberán poseer en cada uno de sus puntos de venta el listado de los precios vigentes al día 6 de marzo de 2020, para cada producto allí detallado que se encuentre a la venta.

El precio de los barbijos y termómetros deberán ser exhibidos de forma destacada en la comercialización a las y los consumidores.

MINISTERIO DE DESARROLLO PRODUCTIVO SECRETARÍA DE COMERCIO INTERIOR

Resolución 114/2020

RESOL-2020-114-APN-SCI#MDP

 

Ciudad de Buenos Aires, 15/04/2020

VISTO el Expediente N° EX-2020-25475290- -APN-DGD#MPYT, las Leyes Nros. 20.680 y sus modificaciones, y 27.541, y los Decretos Nros. 274 de fecha 17 de abril de 2019, 50 de fecha 19 de diciembre de 2019 y sus modificatorios, 260 de fecha 12 de marzo de 2020 y su modificatorio, y 351 de fecha 8 de abril de 2020, y

CONSIDERANDO:

Que por el Decreto N° 260 de fecha 12 de marzo de 2020 y su modificatorio, se amplió la emergencia pública en materia sanitaria establecida mediante la Ley Nº 27.541, en virtud de la pandemia declarada por la ORGANIZACIÓN MUNDIAL DE LA SALUD (OMS) en relación con el Coronavirus COVID-19, cuya propagación a nivel mundial resulta de público conocimiento.

Que en dicha norma se estableció la posibilidad de fijar precios máximos para insumos sanitarios críticos declarados como tales, para la atención de la emergencia en función de las prioridades que demanda la evolución epidemiológica, así como la adopción de medidas para prevenir su desabastecimiento.

Que la Ley Nº 20.680 y sus modificaciones, faculta a la Autoridad de Aplicación a establecer, entre otras cosas, márgenes de utilidad, precios de referencia, niveles máximos y mínimos de precios.

Que, asimismo, la ley citada en el considerando inmediato anterior faculta a la Autoridad de Aplicación a disponer la continuidad en la producción, industrialización, comercialización, transporte, distribución, como también, la fabricación de determinados productos dentro de los niveles o cuotas mínimas que disponga la mencionada Autoridad.

Que en dicho marco, se dictó la Resolución Conjunta Nº 1 de fecha 20 de marzo de 2020 del MINISTERIO DE SALUD y el MINISTERIO DE DESARROLLO PRODUCTIVO, donde se intimó a las empresas productoras, distribuidoras y comercializadoras que participen de la cadena de producción de los insumos sanitarios críticos definidos por el MINISTERIO DE SALUD, a incrementar la producción, distribución y comercialización de dichos insumos hasta el máximo de su capacidad instalada, y arbitrar los medios para asegurar su distribución y provisión a la población y entidades de salud, en los términos de la ley citada.

Que, mediante el Decreto N° 50 de fecha 19 de diciembre de 2019 y sus modificatorios, se aprobó, entre otros aspectos, el organigrama de aplicación de la Administración Pública Nacional centralizada hasta nivel de Subsecretaría estableciendo sus respectivas competencias, designando a la SECRETARÍA DE COMERCIO INTERIOR del MINISTERIO DE DESARROLLO PRODUCTIVO, como Autoridad de Aplicación de la Ley Nº 20.680 y sus modificaciones.

Que, en otro orden de ideas, la Ley N° 27.541 definió como una obligación para el ESTADO NACIONAL, el de procurar el acceso a insumos esenciales para la prevención y el tratamiento de enfermedades infecciosas.

Que frente a este deber irrenunciable, corresponde extremar la más activa intervención de las autoridades ante el escenario excepcional derivado de la crítica situación sanitaria provocada por el Coronavirus COVID-19, cuya propagación a nivel mundial resulta de público conocimiento.

Que, ante estos hechos, deviene imperativo el trabajo mancomunado de las Autoridades de todos los niveles de Gobierno en el ámbito de sus competencias, con el objeto de coordinar esfuerzos en aras de proteger la salud de la población y mitigar los efectos perjudiciales de esta situación epidemiológica en la REPÚBLICA ARGENTINA.

Que a los fines de asegurar la protección sanitaria y evitar situaciones de contagio, es menester garantizar el acceso a diversos productos críticos de la salud en condiciones razonables, justas y equitativas por parte de la población.

Que, dada la situación sanitaria expuesta, corresponde advertir que se han verificado aumentos generalizados en el precio de venta de productos de uso sanitario críticos.

Que la escalada de precios registrada atenta contra el bienestar de la población en estado de emergencia sanitaria y no se corresponde con las variaciones recientes de las estructuras de costos de producción de los productos sanitarios.

Que se encuentra en el expediente citado en el Visto la Comunicación Oficial remitida por el MINISTERIO DE SALUD, donde se consignan los productos sanitarios críticos para la atención y mitigación de la pandemia del Coronavirus COVID-19.

Que, en consecuencia, en virtud de las facultades conferidas por la Ley Nº 20.680 y sus modificaciones, dado lo previsto en su Artículo 15, primera parte, corresponde disponer transitoriamente la retrocesión de los precios de venta al consumidor de productos sanitarios esenciales para la atención de la emergencia declarada en el Decreto Nº 260/20 y su modificatorio, los cuales se detallan en el Artículo 1° de la presente medida, a los valores vigentes al día 6 de marzo del presente año.

Que, asimismo, en el caso del barbijo no quirúrgico de una capa, dado su consumo masivo en esta situación de emergencia ante la recomendación de las autoridades sanitarias, y a fin de evitar dispersiones de precios que perjudican al consumidor y propender a su acceso de manera igualitaria, corresponde establecer transitoriamente un precio máximo de venta uniforme en todo el Territorio Nacional, de conformidad con lo dispuesto por el Artículo 2° de la presente resolución.

Que, por otro lado, a fin de evitar desequilibrios o distorsiones en los eslabones previos de la cadena de comercialización de los productos incluidos en el Artículo 1° de la presente medida, corresponde disponer transitoriamente la retrocesión de los precios de venta de dichos productos por parte de sus productores y distribuidores, a los valores vigentes al día 6 marzo del presente año.

Que, además, corresponde definir que las disposiciones de la presente resolución serán transitorias por un período total de NOVENTA (90) días corridos desde la entrada en vigencia de la misma, pudiendo prorrogarse en atención a la evolución de la situación epidemiológica del Coronavirus COVID-19.

Que a fin de resguardar los intereses de los consumidores y sus derechos constitucionalmente reconocidos a una información veraz, clara y detallada, corresponde disponer que todos los puntos de venta al consumidor deberán exhibir sus precios de venta respecto de los productos incluidos en los Artículos 1° y 2° de la presente medida, de conformidad con las previsiones del Decreto N° 274 de fecha 17 de abril de 2019 y sus normas reglamentarias.

Que, por otra parte, deviene necesario limitar la comercialización de “barbijos tipo N95 y/o quirúrgico y/o TRICAPA”, de modo tal que sólo puedan ser adquiridos por aquellas personas humanas que acrediten su condición como profesionales y personal del sistema de salud o por personas jurídicas que tengan por objeto la prestación de ese servicio, toda vez que se registran faltantes de stock, como así también, dificultad de acceder a los mismos por los servicios de salud.

Que, finalmente, con el objeto de propender a una eficiente y ágil inspección se dictó el Decreto N° 351 de fecha 8 de abril de 2020.

Que respecto de los sujetos obligados por la presente resolución, se dispone que los productores, distribuidores y comercializadores de los productos detallados en el Artículo 1° de la misma, deberán poseer en cada uno de sus puntos de venta, el listado de los precios vigentes al día 6 de marzo del corriente año, para cada producto allí detallado que se encuentre a la venta; dicho listado se encontrará disponible para su consulta a requerimiento de las Autoridades de fiscalización y tendrá carácter de declaración jurada.

Que la Dirección de Asuntos Legales de Comercio y Minería, dependiente de la Dirección General de Asuntos Jurídicos del MINISTERIO DE DESARROLLO PRODUCTIVO ha tomado la intervención que le compete.

Que la presente medida se dicta en virtud de las facultades conferidas por el Artículo 2° de la Ley N° 20.680 y sus modificaciones, la Ley N° 27.541 y los Decretos Nros. 274/19 y 50/19 y sus modificatorios.

Por ello,

LA SECRETARIA DE COMERCIO INTERIOR

RESUELVE:

ARTÍCULO 1°.- Establécese para todos los agentes económicos que conforman la cadena de producción, distribución y comercialización, la retrocesión transitoria de los precios de venta del “termómetro corporal de contacto”, a los valores vigentes al día 6 de marzo del corriente año. Los precios de los productos establecidos en el presente artículo, deberán ser exhibidos de forma destacada en la comercialización a las y los consumidores.

ARTÍCULO 2°.- Establécese para todos los agentes económicos que conforman la cadena de producción y distribución, la retrocesión transitoria de los precios de venta del “barbijo no quirúrgico y/o de una capa” a los valores vigentes al día 6 de marzo del corriente año. Asimismo, se fija transitoriamente el precio máximo para la comercialización a las y los consumidores de dicho producto en la suma de PESOS CUARENTA ($ 40) por cada unidad. El precio del mismo, deberá ser exhibido de forma destacada en la comercialización a las y los consumidores.

ARTÍCULO 3°.- Los sujetos obligados en los Artículos 1° y 2° de la presente medida, no podrán aumentar los precios establecidos por la misma durante su vigencia.

ARTÍCULO 4°.- Limítase la comercialización de los “barbijos tipo N95 y/o quirúrgico y/o TRI-CAPA”, exclusivamente para aquellas personas humanas que acrediten mediante documentación fehaciente su condición de profesional o personal del servicio de la salud y/o a las personas jurídicas que tengan por objeto la prestación del mencionado servicio.

ARTÍCULO 5°.- Fíjase que todos los productores, distribuidores y comercializadores de los productos sanitarios incluidos en el Artículo 1° de la presente resolución, deberán poseer en cada uno de sus puntos de venta el listado de los precios vigentes al día 6 de marzo de 2020, para cada producto allí detallado que se encuentre a la venta. Dicho listado podrá ser requerido por la Autoridad de Fiscalización, tendrá carácter de declaración jurada y deberá corresponder al punto de venta respectivo sin tratarse de un listado genérico en el caso de cadenas de establecimientos.

ARTÍCULO 6°.- Las disposiciones de la presente medida serán fiscalizadas de acuerdo a los procedimientos y sanciones contenidos en la Ley N° 20.680 y sus modificaciones, y los Decretos Nros. 274 de fecha 19 de abril de 2019 y 351 de fecha 8 de abril de 2020.

ARTÍCULO 7°.- La presente resolución entrará en vigencia a partir del día siguiente al de su publicación en el Boletín Oficial, y tendrá validez por un período de NOVENTA (90) días corridos, pudiendo ser prorrogada en atención a la evolución de la situación epidemiológica del Coronavirus COVID-19.

ARTÍCULO 8°.- Comuníquese, publíquese, dése a la DIRECCIÓN NACIONAL DEL REGISTRO OFICIAL y archívese. Paula Irene Español

e. 17/04/2020 N° 17193/20 v. 17/04/2020

 

Fecha de publicación 17/04/2020

Publicado en Noticias