Hoy en Revista Dosis

Mostrando artículos por etiqueta: seguridad

La pandemia de COVID-19 brinda una oportunidad para incrementar la concientización sobre el valor de la investigación clínica farmacológica en nuestro país. Todos los días, directa o indirectamente, se habla de la relevancia que tiene esta disciplina para el avance del conocimiento sobre las soluciones contra este coronavirus. Por eso, la Cámara Argentina de Especialidades Medicinales (CAEME), que nuclea a los laboratorios de innovación, responsables del 98% de los estudios clínicos farmacológicos que se realizan en Argentina, aprovechó para explicar los procesos, los estándares que se deben respetar, el rigor metodológico que requieren y los tiempos que conllevan.  

En los últimos meses, ha habido cientos de anuncios sobre vacunas candidatas contra el COVID-19, usos experimentales de medicamentos aprobados para otras enfermedades, sueros de animales o plasma de pacientes curados. Todos estos podrían ofrecer un beneficio o no, podrían generar efectos adversos leves o tal vez muy severos. Las conclusiones derivadas de estudios pequeños o sin la metodología apropiada pueden requerir un cuidadoso análisis de los resultados e inferencias para permitir garantizar que se tenga el conocimiento suficiente sobre determinado tratamiento y estar seguros de que ayudará a la prevención o control de una enfermedad, generando más beneficio que daño. Los estudios clínicos, justamente, son los que miden esas variables a través de metodologías validadas por la comunidad científica internacional.

Incluso sobre medicamentos que existen en el mercado, la metodología científica de estudios clínicos hace posible que se encuentren nuevos uso y aplicaciones, de manera validada, confiable y reproducible, protegiendo la integridad de los pacientes.

Los resultados son publicados en revistas científicas en las cuales la metodología y calidad del estudio son analizados por expertos previo a la publicación, una vez reconocida su validez.

Más allá de esta coyuntura puntual, esta disciplina es la que permite los avances en Medicina que han cambiado y que cambian constantemente la historia del abordaje de diferentes enfermedades: "descubrir y desarrollar nuevas medicinas que representen avances significativos en la lucha contra enfermedades es un proceso largo y complejo que implica un enorme esfuerzo de la ciencia", sostuvo Fernando Giannoni, director de Asuntos Externos de la Cámara Argentina de Especialidades Medicinales (CAEME).

Demostrar que un medicamento o vacuna es seguro y efectivo lleva tiempo. Se calcula que se demorará aproximadamente 18 meses en obtener una vacuna para el COVID-19, y eso parece mucho, pero es una velocidad récord en comparación con los aproximadamente 6-8 años que llevaría un desarrollo similar bajo circunstancias normales.

Giannoni explicó que todavía algunas voces cuestionan sin fundamento la seguridad, rigurosidad e inclusive la transparencia de los estudios clínicos, perpetuando mitos acerca de esta disciplina: "Es una actividad altamente regulada y pasible de múltiples controles como auditorías e inspecciones. Los protocolos deben cumplir con los más altos estándares de calidad, bajo normas armonizadas en todos los países para que los datos obtenidos sean comparables y aceptados por las autoridades de salud, quienes al final evalúan toda la información presentada para autorizar o rechazar el uso del tratamiento".

La participación en una investigación clínica es voluntaria y totalmente gratuita. "El paciente debe brindar su consentimiento a través de un proceso que incluye compartirle información detallada de todo lo relacionado con la investigación. El voluntario puede cambiar su deseo de participar en cualquier momento, sin consecuencias, y debe recibir toda nueva información obtenida sobre el producto en investigación a través de actualizaciones al proceso de consentimiento", describió la Dra. Paula Barreyro, Directora de Asuntos Médicos y Regulatorios de Janssen Latinoamérica Sur.

"Los participantes están protegidos por Comités de Ética, formados por profesionales médicos, científicos y miembros de la comunidad, que se aseguran de que sean tenidos en cuenta todos los aspectos necesarios para proteger los derechos y seguridad de los participantes. En algunos casos, los estudios clínicos son la última opción para los pacientes que han agotado las opciones terapéuticas disponibles o, como en el caso de COVID-19, aún no hay tratamientos ni vacunas", agregó la Dra. Barreyro

La investigación clínica farmacológica (los estudios clínicos) es una actividad que abarca 4 fases, que se inicia cuando una droga ya ha completado las pruebas en animales e in vitro y ha demostrado que su eficacia, seguridad y calidad pueden ser evaluadas en personas.

La primera etapa, denominada 'Fase I', se realiza en un pequeño grupo de personas y busca evaluar el perfil de seguridad, los efectos adversos. La siguiente etapa, la Fase II, ya es en pacientes, en un grupo reducido, y tiende a medir seguridad, pero también eficacia y dosis. La Fase III ya es en poblaciones más amplias. La Fase IV tiene que ver con estudios y seguimiento de farmacovigilancia de productos ya aprobados y disponibles en el mercado.

Es ligeramente diferente el caso de las vacunas: los estudios son cada vez en grupos más grandes, pero siempre en población sana (no en pacientes que ya estén infectados con el virus o bacteria cuyo contagio se quiere prevenir). Lo que se medirá, en términos de eficacia, es el nivel de inmunogenicidad, que es su capacidad de generar anticuerpos contra un agente determinado.

Cómo el COVID-19 cambió las reglas

"La magnitud de la crisis mundial generada por la pandemia indujo a una cooperación global nunca vista antes en pos de la búsqueda de una solución.  Los expertos a nivel mundial se unieron, así como los gobiernos, empresas privadas, centros de investigación, universidades y entes regulatorios, cada uno aportando lo mejor de sí para acortar procesos y proveer el capital humano y económico necesarios. Las inversiones no sólo incluyen la investigación, sino también el acondicionamiento de plantas de manufactura en paralelo a la investigación clínica, con capacidad de producción de millones de dosis de la vacuna de manera anticipada. Estas inversiones de riesgo nunca han sucedido antes y están en relación con el grado de disrupción generada por este nuevo coronavirus", subrayó la Dra. Barreyro.

Es posible que esta experiencia cambie algunas instancias de la investigación clínica a partir de ahora. Demostró que es posible acelerar los tiempos, utilizar la tecnología a mayor escala para monitorear las investigaciones mediante el uso de todas las estrategias informáticas y avanzar en los procedimientos remotos realizados en el domicilio del paciente, por ejemplo.

Se ha potenciado el uso de la 'telemedicina', así como el envío de la medicación a la casa de los participantes. Algunas de estas nuevas herramientas o modalidades estaban en evaluación por las compañías, pero no se habían implementado aún, y experimentaron una aceleración significativa frente al desafío de la pandemia y se demostró que eran avances posibles y efectivos. 

Publicado en Noticias

La vacuna contra el coronavirus que desarrolla la universidad británica de Oxford resultó “segura” y “entrena” el sistema inmunológico, según revelaron los hallazgos de las primeras fases del estudio, divulgados este lunes.

La fórmula, denominada AZD1222, está siendo elaborada por AstraZeneca en colaboración con científicos de la Universidad de Oxford, y no presentó ningún efecto colateral grave en los 1.077 voluntarios, adultos sanos de entre 18 y 55 años, que produjeron respuestas inmunes de anticuerpos y células T que pueden combatir el virus, según los resultados del ensayo publicados en la revista médica The Lancet.

Estos descubrimientos se consideran “muy prometedores”, si bien todavía es necesario llevar a cabo ensayos a mayor escala a fin de determinar si los anticuerpos son suficientes para ofrecer protección a largo plazo contra la enfermedad.

“Esperemos que esto implique que el sistema inmune recordará al virus, de modo que nuestra vacuna provea protección por un periodo extendido”, indicó el autor principal del estudio, Andrew Pollard, de la Universidad de Oxford. “Sin embargo, necesitamos más investigaciones antes de poder confirmar que la vacuna efectivamente protege de la infección del SARS-CoV-2 (COVID-19), y para determinar cuánto tiempo dura esa protección”, sostuvo.

Las respuestas inmunológicas fueron más elevadas en aquellos que recibieron una segunda dosis. “Vimos la respuesta inmunológica más fuerte en los 10 participantes que recibieron dos dosis de la vacuna, lo que indica que esta podría ser una buena estrategia para la vacunación”, indicó el profesor Andrew Pollard.

AstraZeneca es una de las farmacéuticas líderes en la carrera por encontrar una vacuna contra la enfermedad que ha causado más de 600.000 muertes en el mundo, junto con otras compañías que prueban candidatas en ensayos clínicos de etapas media y final. La firma dijo que una fase III de los ensayos de su vacuna potencial se está llevando a cabo actualmente en Reino Unido, Brasil y Sudáfrica, y que empezará pronto en Estados Unidos.

“Si nuestra vacuna se revelara eficaz, es una prometedora opción, ya que este tipo de vacuna puede ser fabricada fácilmente a gran escala” comentó Sarah Gilbert, investigadora de la universidad de Oxford.

Los investigadores dijeron que la vacuna causó efectos colaterales leves más frecuentes respecto a un grupo de control, pero que muchos de éstos pudieron reducirse con paracetamol, sin que se detectaran efectos adversos graves.

La fórmula, que está siendo desarrollada a una velocidad sin precedentes, está hecha a base de un virus genéticamente fabricado que ocasiona el resfriado común en chimpancés. Los científicos lo han modificado en gran manera de forma que no pueda ocasionar infecciones en personas y para que se asemeje más al coronavirus. Lo han hecho transfiriendo las instrucciones genéticas para la llamada “proteína del pico” del coronavirus -la herramienta clave que este emplea para invadir las células de humanos- a la vacuna que están desarrollando.

De esta manera, esta vacuna se parece al nuevo coronavirus y el sistema inmune puede aprender la manera de luchar contra él. Al estar basada en un adenavirus modificado, que no se replica, es más segura en especial para los pacientes más frágiles.

Semanas atrás, el gobierno británico firmó un acuerdo con la farmacéutica para la producción de 100 millones de dosis, una cantidad que excede a la población del Reino Unido. Estos contratos son clave para ir asegurando la producción de los ensayos e ir ganando tiempo. También ha entrado en negociaciones con otros países, pero aseguró que no buscará generar ganancias a partir de su vacuna durante la pandemia, con el compromiso de garantizar un acceso amplio y equitativo a la vacuna, en caso de que las pruebas clínicas en sus últimas etapas tengan éxito. Hasta ahora, los compromisos para suministrar más de 2 mil millones de dosis de la vacuna se han acordado con el Reino Unido, Estados Unidos, la Alianza de Vacunas Inclusivas de Europa (IVA), la Coalición para la Innovación en la Preparación de Epidemias (CEPI), La Alianza de Vacunas Gavi y el Serum Institute de India.

Por su parte, el primer ministro británico, Boris Johnson, dijo en un mensaje en Twitter que estos hallazgos constituyen “una noticia muy positiva” y elogió a los “brillantes y pioneros científicos e investigadores”.

 

 

Los tiempos

 

Se están desarrollando y probando más de 100 vacunas en todo el mundo para intentar detener la pandemia de COVID-19, que ha matado a cientos de miles de personas y ha hecho estragos en la economía mundial.

Este lunes, Johnson había puesto paños fríos a la esperanza de tener disponible una vacuna en los próximos meses. “Tengo los dedos cruzados, pero decir que estoy 100% seguro de que vamos a recibir una vacuna este año, o de hecho el año que viene, es, por desgracia, una exageración. Todavía no estamos ahí”, dijo. La asesora del Gobierno británico Kate Bingham también ha advertido de que no se puede “ser demasiado optimista”.

Por su parte, la científica jefe de la Organización Mundial de la Salud (OMS), Soumya Swaminathan, señaló que la vacuna contra el COVID-19 podría estar en el mercado a disposición de las autoridades sanitarias a mediados de 2021.

En una entrevista con DPA, la experta mostró su esperanza de que al menos “un par” de las 20 candidatas a vacunas funcionen. “Sería muy desafortunado si todos ellos fallan. Es posible tener resultados a principios de 2021. Así que a principios del año nuevo podríamos tener eventualmente una vacuna. Entonces tiene que ser fabricada y ampliada. Así que si somos muy prácticos, entonces estamos mirando a mediados de 2021 cuando tendremos una vacuna que pueda ser ampliamente desplegada”, comentó.

La investigadora también opinó sobre los diferentes estudios que han mostrado que los niveles de anticuerpos parecen disminuir rápidamente después de la infección. En este sentido, señaló que el hecho de que los anticuerpos neutralizantes desaparezcan “no significa que la inmunidad haya desaparecido”. EFE y Reuters.

Publicado en Noticias

Una nueva píldora anticonceptiva masculina que está siendo probada en Estados Unidos pasó las pruebas de seguridad y tolerabilidad cuando los hombres sanos la usaron diariamente durante un mes, y produjo respuestas hormonales compatibles con una anticoncepción efectiva. Los resultados del estudio de la fase 1 se presentaron este domingo en ENDO 2019, la reunión anual de la Sociedad Endocrina estadounidense que se celebra en Nueva Orleans.

El anticonceptivo oral masculino experimental se llama dodecilcarbonato de 11-beta-metil-19-nortestosterona, o 11-beta-MNTDC. Es una testosterona modificada que tiene las acciones combinadas de una hormona masculina (andrógeno) y una progesterona, explica la investigadora principal del estudio, Christina Wang, directora asociada del Instituto de Ciencia Clínica y Traslacional del Instituto de Investigación Biomédica de Los Ángeles (LA BioMed), en Torrance, California, Estados Unidos. “Nuestros resultados sugieren que esta píldora, que combina dos actividades hormonales en una, disminuirá la producción de esperma al tiempo que preserva la líbido”, afirma Wang.

El estudio se realizó en 40 hombres sanos en LA BioMed y en la Universidad de Washington, en Seattle, Washington, Estados Unidos. Diez participantes del estudio recibieron al azar una pastilla de placebo o un fármaco ficticio. Los otros 30 hombres tomaron 11-beta-MNTDC en una de dos dosis; 14 hombres recibieron 200 miligramos y 16 recibieron la dosis de 400 mg. Los sujetos tomaron el fármaco o el placebo una vez al día con alimentos durante 28 días. El Instituto Nacional de Salud Infantil y Desarrollo Humano Eunice Kennedy Shriver, que está desarrollando 11-beta-MNTDC y otros anticonceptivos masculinos, financió este estudio.

Entre los hombres que recibieron 11-beta-MNTDC, el nivel promedio de testosterona circulante se redujo tan bajo como en la deficiencia de andrógenos, pero los participantes no experimentaron ningún efecto secundario grave. Wang dice que los efectos secundarios de los fármacos eran pocos, leves e incluían fatiga, acné o dolor de cabeza en entre cuatro y seis hombres cada uno. Cinco hombres dijeron tener una leve disminución en el deseo sexual, y dos hombres describieron una disfunción eréctil leve, pero la actividad sexual no disminuyó. Además, ningún participante dejó de tomar el medicamento debido a los efectos secundarios, y todos pasaron las pruebas de seguridad.

Efectos reversibles tras suspender el medicamento

Los efectos debidos al bajo nivel de testosterona fueron mínimos, según la investigadora adjunta, Stephanie Page, profesora de Medicina de la Facultad de Medicina de la Universidad de Washington, “porque el 11-beta-MNTDC imita la testosterona a través del resto del cuerpo, pero no está lo suficientemente concentrada en los testículos para sustentar la producción de esperma”. Los niveles de dos hormonas requeridas para la producción de esperma disminuyeron considerablemente en comparación con el placebo, hallaron los investigadores. Los efectos del medicamento fueron reversibles después de suspender el tratamiento, anota Wang.

Debido a que el fármaco tardaría al menos de 60 a 90 días para afectar a la producción de esperma, 28 días de tratamiento es un intervalo demasiado corto para observar la supresión óptima de esperma, explica Wang. Planea estudios más largos y, si el medicamento es efectivo, pasará a estudios más amplios y luego realizará pruebas en parejas sexualmente activas. “La anticoncepción masculina hormonal segura y reversible debería estar disponible en aproximadamente 10 años”, predice Wang.

Wang apunta que la mayoría de los hombres están abiertos a usar este tipo de anticonceptivos masculinos. Cita una encuesta multinacional de 9.000 hombres publicada en la revista ‘Human Reproduction’ en febrero de 2005 que encontró que el 55 por ciento de los hombres en relaciones estables quieren probar nuevos métodos anticonceptivos hormonales masculinos si son reversibles.

Este anticonceptivo experimental, 11-Beta-MNTDC, es un “compuesto hermano” del undecanoato de dimetandrolona, ??o DMAU, la primera píldora anticonceptiva masculina potencial que está pasando pruebas realizadas por el mismo equipo de investigación. Sus resultados se publicaron el 1 de febrero de este año en ‘The Journal of Clinical Endocrinology and Metabolism’.

“El objetivo es encontrar el compuesto que tenga menos efectos secundarios y sea el más efectivo –afirma Page–. Estamos desarrollando dos medicamentos orales en paralelo en un intento por hacer avanzar el campo [de la medicina anticonceptiva]“.

Fuente: Europa Press / COFA

Publicado en Noticias
Jueves, 22 Febrero 2018 15:18

Nuevos datos sobre la seguridad del benznidazol

Dos estudios clínicos evalúan de manera sistemática la frecuencia y tipo de efectos adversos provocados por el benznidazol, el fármaco más utilizado para tratar el chagas. Los autores observaron efectos secundarios en 85 de los 99 participantes, con una media de tres reacciones adversas por paciente. El 90% de estas fueron leves o moderadas y aparecieron durante el primer mes de tratamiento.

 
 
La frecuencia de reacciones adversas al benznidazol es elevada a la hora de tratar pacientes con chagas crónico, aunque en la mayoría de casos se trata de efectos moderados, según un estudio liderado por ISGlobal, centro impulsado por la Fundación Bancaria “la Caixa”, en colaboración con el HospitalClinic de Barcelona.

 

Los resultados, publicados en The Journal of Antimicrobial Chemotherapy, apuntan a la necesidad de encontrar combinaciones o regímenes que permitan mantener la eficacia del medicamento pero disminuir su toxicidad.

El benznidazol es uno de los dos fármacos antiparasitarios que existen para tratar la enfermedad de Chagas. Sin embargo, es un medicamento mal tolerado y su uso prolongado para tratar pacientes crónicos plantea preocupaciones de seguridad. La mayoría de la información sobre efectos adversos proviene de observaciones postcomercialización.

Con el objetivo de realizar una evaluación sistemática del perfil de seguridad del benznidazol –producido por los laboratorios ELEA (Argentina)– en el tratamiento de personas adultas con infección crónica, los autores combinaron datos de dos ensayos clínicos realizados en 2013 y 2016 en el HospitalClinic de Barcelona.

Se observaron efectos secundarios en 85 de los 99 participantes, con una media de tres reacciones adversas por paciente. La mayoría de reacciones (90%) fueron leves o moderadas y aparecieron durante el primer mes de tratamiento. También se identificaron problemas que no se habían descrito previamente, como alteraciones del sueño y ansiedad.

“Estos resultados confirman que, usando el régimen y dosis más comunes, hay una frecuencia elevada de reacciones adversas al benznidazol”, explica Maria Jesús Pinazo, investigadora de ISGlobal y coautora del estudio.

“A falta de otras opciones, el benznidazol seguirá siendo parte del tratamiento en el futuro próximo, así que urge encontrar nuevos regímenes o combinaciones con otros fármacos para lograr una máxima eficacia con una mínima toxicidad”, añade.

Sobre el chagas

La enfermedad de Chagas es causada por el protozoario T. cruzi, transmitido principalmente por un insecto (la vinchuca). Sin embargo, también se puede transmitir de madre a hijo o por medio de donaciones de sangre u órganos. Se calcula que unas 6-7 millones de personas están infectadas por T. cruzi, y entre el 20-30% de ellas desarrollarán problemas cardíacos si no son tratados.

Fuente: Agencia SINC -España 

Publicado en Noticias

Es un espacio especialmente creado para mejorar la experiencia del paciente que debe realizarse una angioplastia, y otros procedimientos cardiovasculares. Fruto de una asociación estratégica entre ICBA, Philipps y Terumo, único en América Latina el “Radial Lounge” – así se denomina - , combina la más avanzada tecnología de imágenes cardiovasculares de máxima precisión, calidad y seguridad con un espacio de recuperación con todas las comodidades para el paciente y el familiar que lo acompaña.

En la inauguración, que contó con la presencia de más de 200 destacadas personalidades del ámbito de la salud, se presentó un video explicativo donde se contaron las principales ventajas del Radial Lounge. Luego, acompañados por profesionales médicos del ICBA, los asistentes recorrieron las instalaciones y los médicos del staff de hemodinamia les explicaron cómo funciona el nuevo servicio que permite al paciente realizarse las intervenciones en un ambiente innovador más cálido, relajado y que cuenta con tecnología de máxima seguridad.

La apertura del evento estuvo a cargo del Dr. Jorge Belardi, Presidente del ICBA quién repasó los avances realizados en los últimos años y dio comienzo a una nueva era en el tratamiento de la angioplastia. “Comenzamos a realizar angioplastias en el país hace 38 años, desde allí hemos avanzado notablemente en el desarrollo de la técnica. En menos de 40 años, hemos reducido asombrosamente el tiempo de internación y los procesos de calidad y seguridad. Cuando iniciamos el paciente estaba en promedio 6 días internado, hoy aproximadamente menos de 6 horas” comentó emocionado, y además destacó “Para nosotros es fundamental, y forma parte de nuestra misión atender a nuestros pacientes bajo los mayores estándares de seguridad teniendo siempre el foco puesto en mejorar su experiencia en el ICBA. Mientras que para el paciente el Radial Lounge es percibido como mayor comodidad; para nosotros es sinónimo de más y mejor seguridad” resalta Belardi.

Radial Lounge, foco en la experiencia del paciente

El Radial Lounge no sólo es un nuevo espacio físico, sino la representación de un nuevo paradigma en la atención de los pacientes. El desarrollo y avance de la tecnología aplicada a la salud nos permite generar espacios y situaciones más agradables para el paciente”, comenta el Dr. Fernando Cura, jefe del Servicio de Cardiología Intervencionista y Terapéuticas Endovasculares del ICBA. “El Radial Lounge nace bajo la concepción de que el ambiente que rodea al paciente a lo largo de su estadía en la institución médica es un factor que debemos tener en cuenta. Así, la experiencia del paciente desde su primer contacto con el ICBA hasta las etapas pre y post intervención se desarrollan en un ambiente de relajación con acceso a entretenimientos y educación”, agrega Cura.

Sucede que la internación hospitalaria, aunque relevante y necesaria en pacientes que atraviesan afecciones de salud que requieren cuidados especiales e intervención terapéutica continua, también está asociada a diversas alteraciones de carácter emocional como la privación del sueño; además de efectos secundarios como la pérdida de masa muscular y colonización bacteriana de flora hospitalaria. “Los pacientes que atraviesan por cualquier tipo de intervención están expuestos a muchos factores que pueden hacer que sientan miedo, inseguridad y nervios. Más allá de los temores propios del procedimiento, hay variables sobre las cuales podemos trabajar para lograr que se sientan más cómodos. Afortunadamente, la buena predisposición del paciente genera una mayor posibilidad de éxito de las intervenciones que se realizan. Además, al ser más rápida la recuperación, se reducen costos en salud” resalta Cura.

 

Ubicado en el 5to piso del edificio de Av. Del Libertador 6302 en el barrio de Belgrano, el Radial Lounge cuenta con una amplia sala de hemodinamia con tecnología única en América Latina que permite realizar procedimientos de angioplastias ambulatorias, entre otras. Además, este piso exclusivo cuenta con un shock room de primera calidad y altos niveles de sofisticación y seguridad, boxs de reposo y un área de relax con sillones muy confortables para que su estadía sea más placentera y dispositivos electrónicos para acceder a películas y series de interés del paciente. Además, el paciente y su acompañante tienen acceso a un exclusivo bar con alimentos saludables.

 

En tal sentido, el Radial Lounge significa un paso más adelante en el tratamiento endovascular de las arterias coronarias y periféricas. “Los pacientes adecuadamente seleccionados pueden ser intervenidos mediante catéteres en un ambiente con una menor sensación hospitalaria, pero con todas las características de seguridad que requieren este tipo de intervenciones, en un ambiente que favorece a la relajación, reduciendo de estrés emocional de la intervención”, añade el especialista.

 

Si bien la ambientación del radial lounge (los colores, la música de fondo, los amenities del lugar, etc) colabora con que el paciente se sienta más relajado, no es la única ventaja.  En tal sentido, la tecnología utilizada es un diferencial. “El Radial Lounge cuenta con un angiógrafo Phillips Azurion, único en América Latina de última tecnología que reduce notablemente la radiación, al mismo tiempo que posee una mejor definición de imagen. Este equipo permite también la fusión de imágenes para que el médico tratante pueda combinar diferentes estudios previos que se haya realizado el paciente y superponerlo con la angioplastia” sostiene el especialista.

Angioplastias, a 40 años de su nacimiento – nuevo paradigma en la atención del paciente.

Hace exactamente 40 años se realizó la primera angioplastia en el mundo, y sólo tres años después esta revolucionaria técnica que es considerada uno de los grandes hitos de la medicina intervencionista, llegó a nuestro país de la mano del Dr. Jorge Belardi - Presidente del ICBA - y la Dra. Liliana Grinfeld. Desde su nacimiento, el procedimiento se ha ido perfeccionando y ha evolucionado notablemente, motivo por el cual su incidencia también ha crecido con el correr de los años. Actualmente, se estima que sólo en nuestro país en el año se realizan alrededor de unas 30 mil angioplastias.

La angioplastia, procedimiento mínimamente invasivo utilizado para desobstruir arterias tapadas que suele ser indicado en pacientes con síndrome coronario agudo o enfermedad coronaria estable, se realiza bajo anestesia local lo que significa que el paciente permanece despierto. Por eso, en los últimos años se ha puesto el foco en mejorar la experiencia del paciente para minimizar cuanto sea posible el temor, nervios y estrés asociados a la intervención.

Afortunadamente, se ha avanzado mucho en este aspecto. Los avances no sólo refieren a mejoras en el procedimiento en sí, sino también en el abordaje del paciente desde una mirada más integral en la que se analizan otras variables que puedan afectar el bienestar del paciente. Se trata de un nuevo paradigma en la atención del paciente, donde lo importante no sólo es el tratamiento en sí, sino la experiencia del paciente desde que llega a la institución médica hasta que se retira y sigue con sus cuidados post procedimiento en su casa.

En cuanto a lo clínico, cuando comenzaron a realizarse los primeros procedimientos se realizaban por acceso femoral, actualmente el acceso es mayoritariamente por vía radial lo que permite que el paciente pueda caminar inmediatamente sin problemas y continuar su vida normalmente con los cuidados básicos necesarios indicados por el médico tratante. Además, la técnica ha evolucionado, se utilizan catéteres más delgados que no hacen necesario que el paciente reciba puntos y en consecuencia no queda cicatriz.

También la experiencia del paciente ha ido mejorando. La aparatología que se utiliza para realizar angioplastias requiere que el ambiente en el que está el paciente tenga una temperatura de 17 grados, por eso y para que su estadía en la sala de hemodinamia sea más placentera y confortable, el paciente ya no debe desnudarse y los antisépticos que se le aplican sobre el cuerpo son entibiados para que no tenga frío. Además, los médicos no usan barbijos lo que da al paciente la sensación de mayor cercanía con el médico. Por otro lado, el paciente ya no debe realizar ayuno, motivo por el cual previo al procedimiento puede disfrutar de un refrigerio en la comodidad del box de espera.

 

Publicado en Noticias